Vicente Ortún Rubio, Dr.
Director, Centro de Investigación en Economía y Salud.
Universidad Pompeu Fabra
 
Fotografías 

Leer informe (1)
 
Leer informe (2)

Miércoles, 26 de Septiembre del 2007
12:00 m.
II Nivel del edificio del CCP

 



Resumen:

En 2001, el Instituto de Medicina de EEUU confirmó que existe un abismo entre la asistencia sanitaria que tenemos y la que podríamos tener. Esta brecha no se debe, necesariamente a la falta dinero, ni tecnología, ni conocimiento. La auténtica gestión sanitaria y la auténtica gestión clínica pasan por reducir este “abismo” entre lo que puede lograrse -con la tecnología y los recursos disponibles- y lo que realmente estamos obteniendo. Para conseguir asistencia de calidad, basta aplicar lo que ya se sabe y preocuparse más en ¿cómo se gasta? y menos en ¿cuánto se gasta?. En promedio, la atención sanitaria produce más beneficios (medidos en cantidad y calidad de vida) que costos. Como sociedades gastamos ingentes sumas desarrollando nueva tecnología y muy poco hallando formas de utilizar mejor la tecnología disponible. Pero “más no siempre es mejor”. Frecuentemente, en la atención primaria ocurre lo contrario “más gasto es peor”. Los sistemas sanitarios funcionarán cuando los profesionales que asignan los recursos tengan la información y los incentivos convenientes para tomar decisiones clínicas costo-efectivas. Esto implica situar la gestión clínica en el centro del escenario y procurar una evolución de la medicina cada vez más basada en la efectividad, orientada al usuario y con una preocupación por el mejor uso alternativo de los recursos de que dispone. La charla esta basada en dos artículos publicados por el autor que usted puede descargar de esta página.

Las conferencias están organizadas por los profesores Andrea Collado, Carolina Santamaría, Luis Rosero, Roger Bonilla y la asistente Gabriela Delgado.

Para informes, llamar al teléfono 207-4810 o envíe un E-mail a Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Puede traer su almuerzo al Conversatorio.


Reciba en su correo electrónico un boletín de los siguientes conversatorios.

 Dirección de correo electrónico:  
 Su nombre (opcional):  

Una vez que complete el formulario y haga clic en el botón suscribir revise su correo electrónico y confirme la suscripción. No olvide revisar su buzón de spam de no encontrar el correo electrónico; a veces algunos servidores de correo catalogan las listas de distribución de correo como "no deseado". También es probable que el correo se etiquete como "promociones", en el caso de gmail.